La mirada y el horizonte
Loading

Las vistas

Los ojos no separan la mirada de Li Galli, la cálida brisa marina acaricia el rostro de nuestros huéspedes que miran los balcones del mar, las palabras no bastan a la vista y no se pueden expresar con palabras las sensaciones de una estancia en nuestro hotel.

Covo dei Saraceni, lujosamente Positano.